Etiquetas

Ya sé que este video ha circulado mucho por internet, pero no he podido resistirme.

La historia es como sigue. En los 70, Marina Abramovic mantuvo una intensa relación sentimental con Ulay. Vivieron durante 5 años en una furgoneta realizando todo tipo de performances. En 1988, cuando su relación se rompió, decidieron recorrer la Gran Muralla China, empezando cada uno de un lado, para encontrarse en el medio, abrazarse y no volver a verse nunca más.

En 2010 el MoMa de Nueva York dedicó una retrospectiva a la obra de la artista. Dentro de la misma, Marina realizó una performance “The Artist Is Present” que consistía en compartir un minuto en silencio con el personas del público que se sentaba frente a ella. Ulay llegó sin que ella lo supiera, y esto fue lo que pasó.

Ulay-with-Marina-The-Artist-is-Present-2010-MoMA-602x401

Manifiesta la alegría espontánea y sin cálculo por la existencia del otro. Una alegría seguida de un agradecimiento. Es como si dijera: “Gracias por existir”.

Anuncios